“EL CHICO DE LA ÚLTIMA FILA” DE JUAN MAYORGA

 “EL CHICO DE LA ÚLTIMA FILA” DE JUAN MAYORGA

Por: Anaraceli Alvarado

 

ELCHICO_1_2

La obra de Mayorga, se caracteriza por ser enigmática, conmovedora y entrañable, su creación de literatura dramática logra revelar los secretos más íntimos de los seres humanos, sus anhelos y esperanzas, sus frustraciones, su soledad y sobre todo, su falta de afecto, este texto no podía ser la excepción.

 

En la conferencia de prensa, la que esto escribe preguntó al primer actor Luis Miguel Lombana, ¿con qué elementos cuenta para la creación de su personaje tan rico en elementos? Y respondió: tú misma lo has respondido, para los actores, el texto de Juan Mayorga se caracteriza por crear personajes de gran profundidad psicológica, por lo que a los actores nos ofrece referencias ricas en elementos, que nos permiten crear personajes a detalle, durante el montaje nos vamos enriqueciendo de información para construir una ‘realidad ficticia’, con numerosos matices y gran verosimilitud.    

 

Juan Mayorga, licenciado en Filosofía, doctorado en Matemáticas,  con sus diálogos recupera y exorciza una especie de ‘manifiesto dramático’, donde se revela su concepción del teatro, con base en experiencias, sueños y mitos que lo atormentan; así logra innovar con su partitura y permite experimentar nuevas sensaciones.

 

 

ELCHICO_2_2

Tal pareciera que con esta obra, el autor hace un homenaje a la vida, al mismo tiempo que da a conocer en esta historia, la relación de un maestro y un alumno, que comparten una misma afición, ¡la literatura! Tal vez porque él mismo experimentó esta misma historia durante su formación, ya sea como alumno o como docente.

 

Cada uno de los personajes, están tan ricamente conformados, que su verosimilitud los hace excelentes transmisores de emociones y sentimientos, que conmueven profundamente a los espectadores, de tal suerte que Luis Miguel Lombana como Germán, con su capacidad histriónica, expresión corporal, manejo de voz, dicción, tono, volumen, ‘subtextos’, consigue con su actuación placer para ambas partes, transmisor y receptor; así logra Mayorga lo que llama: ‘pacto de ficcionalidad’ entre el texto y el espectador.

 

En el caso del alumno Jorge Caballero en el papel de Claudio, hace una creación de personaje ‘observador’, porque el sustento de su  literatura se basa en las acciones de la familia de su amigo, con lo que elabora sus trabajos, lo que no sólo llama la atención de su mentor, sino que Juana la esposa del maestro,  personificada por Paloma Woolrich, se percata de dónde se inspira para escribir la tarea que su marido le comparte, poniéndolo en evidencia.            

 

“Empezar una obra y terminarla, es una parábola sobre la vida misma”

Juan Carlos Gené

 

ELCHICO_3_2

Jorge Caballero actor joven es Claudio, que comparte el escenario con dos parejas de actores de gran experiencia, con su actuación convence al ‘respetable público’, representando actitudes juveniles, tanto en su expresión corporal, como en sus reacciones ante los reclamos de su mentor y la diferencia de comportamiento con su amigo Rafa, personificado por Mauro Sánchez Navarro, que actúa con naturalidad, como un muchacho adolescente y sobreprotegido.  

 

Anna Ciocchetti como Ester, esposa de Rafa padre, interpretado por Carlos Corona, conforman una pareja disímbola, él es ejecutivo de una empresa, ella se dedica al hogar, sueña con una residencia de lujo y se dedica a ver revistas de decoración.

 

Los dos amigos, se apoyan mutuamente, Claudio ayuda a su amigo Rafa en ‘matemáticas’, que para el autor son poesía y belleza, porque los números son parte del imaginario poético. Rafa ayuda a Claudio en filosofía. ¿Por qué matemáticas y filosofía? Porque son las disciplinas en las que Juan Mayorga se formó.

 

La excelsa dirección de José María Mantilla, establece códigos que entiende el ‘respetable público’; rompe con el espacio y tiempo, al hacer los trazos escénicos, entrecruzarlos en algunos casos en un mismo espacio y dialogando en cada escena, como corresponde a la partitura del autor, sin interferir unos personajes con otros.

 

Diseño de Escenografía minimalista, creación de Carolina Jiménez, estancia de un solo ambiente, conjuntamente con lo que pareciera el estudio del maestro de Literatura, (librero, mesa y tres sillas), en la que Germán se mueve como pez en el agua.

 

ELCHICO_4_2

Diseño de vestuario creación de Lissete Barrios, define la caracterización de cada personaje: Rafa padre, tiene tres cambios: porque aparece en tres tiempos diferentes.

 

 

Diseño de Luminotecnia a cargo de Francisco Álvarez, creó atmósferas, amén de iluminar las escenas y a los personajes, que el director pidió destacar. Escenofonía a cargo de Pedro de Tavira Egurrola. Asesor de Combate Escénico Adrián ‘El Potro Aguirre’. Maquillaje adecuado a cada personaje: edad y rol en la trama, creación de Brenda Castro Rodea.

 

 

Peinado y Cortes, creación de Julieta Pichardo y Fernanda García, Anna Ciocchetti como Ester pelo suelto; Paloma Woolrich como Juana, esposa del maestro peluca-pelo corto; los cuatro hombres pelo corto: Germán, Rafa padre y Rafa hijo.

 

Realización de Escenografía de Toño Garduño,  Servicios Escénicos. Promoción y Difusión Consultoría Sociedad Imagen. Diseño Gráfico Emilio Romano. Encargado de Casting: Rafa hijo y Claudio, Sergio Rüed. Fotografía David Chavolla. Asistencia de Dirección Daniela Padilla. Proyecto apoyado por el Fondo Nacional para la Cultura y las Artes.

 

Se representa hasta el 28 de octubre, Martes y Miércoles a las 20 horas, en el Teatro Benito Juárez cito en: Villalongín Nº 15, a un costado del Monumento a “La Madre”, a una cuadra de Insurgentes y Paseo de la Reforma.

 

“El Teatro es el arte del cambio y sólo cuando mostramos la posibilidad de un cambio, entonces recuperaremos la esperanza” Luis de Tavira

Publicado el 6 de octubre, 2015 | Por | Sin Comentarios | En la categoría Difusion Publicaciones Recientes Teatro | Con las siguientes etiquetas Etiquetas:

Deja un comentario

*

Diseño web
Ak Diseño / 2017