ESTRENO MUNDIAL DE “LOS INGRÁVIDOS” DE FERNANDO BONILLA EN EL ORIENTACIÓN

ESTRENO MUNDIAL DE  “LOS INGRÁVIDOS”

DE FERNANDO BONILLA EN EL ORIENTACIÓN

POR:ANA ARACELI ALVARADO

 

LOS INGRÁVIDOS_1_2

 

Gilberto Owen Estrada fue un poeta de origen mexicano, hé aquí una muestra de su poesía: “Elogio”.- Las palabras más ricas,/Menguante aurirrosado de la luna,/Se me van por el lago, verticales,/En una temblorosa exaltación,/A colgarse de ti./Que los poetas -que todo lo sueñan-/Y los amantes -que lo tienen todo-/Son aquí tus mendigos humillados. Owen nació en Sinaloa el 13 de mayo de 1904 y falleció en Filadelfia, Estados Unidos, en 1952. Nieto de un minero irlandés, formó parte del grupo Contemporáneos, donde convivió con Jorge Cuesta y Xavier Villaurrutia. Diplomático de amplia y rigurosa cultura, vivió gran parte de su vida en el extranjero, primero en Estados Unidos, después en Ecuador, Perú y en Colombia; finalmente fue destinado al Consulado de México en Filadelfia (EEUU).

 

“Los Ingrávidos”escrito por Valeria Luiselli, narra la vida de este poeta y la autora, en la primavera de 2011, busca a Fernando Bonilla para invitarlo a escenificar dos escenas durante la presentación de la novela. Este fue el punto de partida para que la capacidad creativa de Fernando, redundara en la partitura y plasmara en el escenario la representación, resultado de dos tratamientos. Dos años de trabajo exhaustivo, con la certera adaptación de Novela a Texto Dramático y culminar con la Puesta en Escena, además de dirigirla, se propuso un nuevo reto, representarla sólo con tres actores, con la capacidad de crear y recrear a más de diez personajes, perfectamente definidos; de tal modo que entran a escena y hacen ‘mutis’ en tiempo y forma, a tal grado que es admirable el ritmo que mantienen, del mismo modo el time’, aunado al trazo, porque logran la tensión y ‘acción dramática’.  

 

los ingravidos_ 2_2

“Grande o pequeño, todo hombre es poeta, si sabe ser el ideal más allá de sus actos” Henri Ibsen

 

Fernando Bonilla, al reproducir este acontecimiento, reproduce simultáneamente una parte de la imagen del mundo, al representar el destino de este poeta y los seres con los que convivió, nos muestra también la tragedia del mundo en general. El programa de mano dice: La gente se muere a cada rato, deja irresponsablemente un fantasma de sí mismo por ahí, y luego siguen viviendo, original y fantasmas, cada uno por su cuenta”. Fernando considera que la obra es un fantasma de la novela. Y como lo expresó el poeta Gilberto Owen: “Si he de vivir, que sea sin timón y en delirio”.

 

En este montaje se comprueba, que no sólo la capacidad histriónica de los actores pudo conseguir este resultado, sino cada uno al mantener el estado de ánimo ideal, siendo el máximo reto de un actor, para el punto de partida de la ficción, la mayor experiencia vital con la que puede sostener, creer y justificar de manera lógica, la incertidumbre biográfica de cada uno de los personajes que representan.

 

los ingravidos_3_2

“El amor y la muerte, gemelos adversarios, han sido constante asunto de los poetas, desde el origen de la civilización” Octavio Paz

 

La dramaturgia compleja del texto, provocó en los actores necesidades de entendimiento diversas, me imagino que también provocó sugerencias para el director, en cada uno de sus personajes, otorgándoles facultades de protección, para no perderse en la primera provocación de intensidad humana. Al mismo tiempo descubrieron muchas posibilidades y capacidad de variabilidad.

 

Joaquín Cosío representa al poeta Gilberto Owen, diferenciado sólo con el bastón, pañuelo rojo en el bolsillo superior del saco, expresión corporal, trabajo interno, actitud y voz. Otro personaje, es el arquitecto, esposo de la dramaturga, a la que constantemente censura, tratando de encontrar en su escritura la identidad de sus personajes, pensando que él y la esposa podrían ser los protagonistas, reclamándole por lo que hacían y decían en el texto. En otro momento ocupa el cuerpo de el Editor de la dramaturga y también representa Moby el amigo de la dramaturga, de cuando eran jóvenes, con quien compartía algunas veces su departamento, con el pretexto de que él carecía de ducha.

 

Haydeé Boetto es la primera que aparece en escena, al mismo tiempo que narra y personifica a la dramaturga, como madre convive todo el tiempo con sus hijos, el de en medio y el más pequeño, esposa del arquitecto casi ausente, le da vida a la secretaria del editor, la empleada del bar donde asistía Owen, la amiga que de joven convive íntimamente con la dramaturga en su departamento, cuando no se encontraba Moby, y la niña que una mañana logra entrar a la azotea del edificio, donde la jóven dramaturga había pasado la noche, por habérsele cerrado la puerta que sólo abría por dentro.

 

Cassandra Changuerotti, a pesar de su juventud, logra estar a la altura de sus compañeros actores de gran trayectoria y capacidad actoral, demuestra grandes facultades interpretativas, porque representa a la dramaturga joven en multiplicidad de facetas, inclusive donde le habla por teléfono al editor, lo hace con verosimilitud, a sabiendas de que admiraba al traductor Louis Zukofsky, le popone sacar a la luz una obra inédita de Owen, traducida por Zukofsky, (ennrealidad ella la tradujo) por lo que logra cobrar y con gran éxito, también representa al hijo de en medio y al mayordomo; en cada una de sus intervenciones, sólo con corporeidad, trabajo interno, voz y actitud, transmite emociones.

 

los ingravidos_4_2

“Que la acción corresponda a la palabra y la palabra a la acción, poniendo un especial cuidado en no traspasar los límites de la sencillez de la naturaleza” William Shakespeare

 

Fernando Bonilla hace acopio de talento dramatúrgico, pero también asume una gran responsabilidad, la de descifrar ideas y sentimientos,  de la autora primigenia de la novela,  además de trabajar con la palabra dicha en la representación, traducirlas en cambios y transiciones que tienen otro significado y peso. Con su partitura, el dramaturgo expone su alma y sensibilidad al Arte Teatral de transmitir, sucesos de dinamismo, incertidumbre y de desolación, sentimientos propios de la realidad que nos fascina cuando la observamos, ¡la tragedia constante del existir!

 

Cuando se propone crear la puesta en escena, como director debe poseer facultades creadoras en la acción; con la redimensión, la actuación se vuelve un fenómeno activo, dispuesto a entender y corregir cualquier impulso de la conducta humana. Así logra el estado de ánimo alterado, excepcional, que es el terreno donde los actores entran en acción, para producir y tansmitir sentimientos y emociones, el punto básico y elemental es la suma de: escritura dramática, trabajo actoral y precisión del director de escena. La precisión en la conjugación de estos elementos, logró una obra de Arte Teatral.

 

Ese juego de espejos de lo humano que es el Teatro, Fernando Bonilla se posiciona del espacio objetivado y el mecanismo por el cual el director logra ¡la magia del teatro! El resultado del trabajo en equipo, se nota bajo la batuta de este excelso director, porque seguramente permitió a quienes trabajan con él, que fueran fecundos y sólo los ayudó a la sublimación de sus propias dificultades; les mostró el desafío que se requiere para llevar un acto de creación, así todo el equipo se volvió fecundo.

 

Equipo Creativo: en el diseño  de Escenografía, Cuarto b/Elizabeth Álvarez, en un espacio abierto, sin piernas, puede decirse que es minimalista, sólo lo indispensable; la luminotecnia a cargo de Alberto Lomnitz, dividió los espacios por áreas en cada escena que lo ameritaba y logró conseciones que el público asumió. En el Diseño de producción y vestuario, Sheila Flores eligió con certeza el de cada actor, con sólo algunos elementos de cambio, para darle identidad a los diferentes personajes; Diseño de Vídeo y Escenofonía, Gabriel Zapata; Diseño Gráfico, Paco Argumosa y en la Difusuión y Relaciones Públicas, Irving Rivas. Asistencia de Dirección, Ana María Benítez.

 

Asistencia de Producción Ejecutiva, Raúl Morquecho; Asistencia de Escenografía, Ariana Canales; Realización de Escenografía, Macedonio Cervantes; Atrezzo y Pintura Escénica, Valentín González, Enrique Pavis y Miguel Ángel Páez; Ajustes de Vestuario, Santa Elisa/Al Mendoza; Ambientación de Vestuario, Fernanda García; Dibujos de los gatos de Gilberto Owen, Demetrio Bonilla y Mateo loza.  Dedicatoria en el Programa de Mano: “Puesta en escena dedicada a Fernando Álvarez, devorador de poesía. Muerto original de quien ocasionalmente soy fantasma” Fernando Bonilla

 

Esta obra se representa en el Teatro Orientación, del Centro Cultural del Bosque, Reforma y Campo Marte s/n, Metro Auditorio. Funciones: jueves y viernes 20:00 horas, sábados 19:00 horas y Domingos 18:00 horas.

¡No se la puede perder! Hasta el 15 de septiembre.

CONACULTA-INBA.

 

Publicado el 2 de septiembre, 2013 | Por | Sin Comentarios | En la categoría Difusion Publicaciones Recientes Teatro | Con las siguientes etiquetas

Deja un comentario

*

Diseño web
Ak Diseño / 2017