“HOMENAJE A JORGE CORREA 50 AÑOS ACTOR, EN CADAC”

“HOMENAJE A JORGE CORREA 50 AÑOS ACTOR, EN CADAC”

Por: Anaraceli Alvarado

 

jorge_correa_1_2

En las instalaciones del CENTRO DE ARTE DRAMÁTICO A. C., se reunieron miembros de la Comunidad Teatral y Prensa, para rendir homenaje al actor Jorge Correa Fuentes, por sus 50 años de trayectoria artística, además fundador del “Teatro Penitenciario”, en el cual lleva 37 años de labor ardua con internos de la República Mexicana, alimentando su espíritu, brindándoles la libertad de transmitir sentimientos y emociones, a través del ‘Arte Teatral’, amén de formar parte de la primera generación de CADAC.

 

En entrevista exclusiva para proscenio.mx, el señor Jorge Correa Fuentes, declaró que ha sido durante 50 años, no sólo actor, sino que se ha desempeñado como dramaturgo, escenógrafo, y todas las actividades dentro del teatro, que puede llevar a cabo un ‘animal teatral’, he hecho de todo, porque ¡soy un apasionado del teatro! El teatro es un mosco, que nos pica, nos hace roncha y ya no podemos dejarlo, esa es la verdad, porque el Teatro… ¡Es Maravilloso!

 

En esta ceremonia, estuvo acompañado por el primer actor Ignacio López Tarso, Juan Ignacio Aranda, la actriz Marina de Tavira y  Rabindranath Espinosa, director general del CADAC.  

 

jorge_correa_2_2

Reunidos en el espacio teatral diseñado por el maestro Héctor Azar, se llevó a cabo la ceremonia, iniciando con la bienvenida por Rabindranath Espinosa, director general del CADAC, presentó al homenajeado, además a cada uno de los que se encontraban en el estrado. Que después le dirigieron palabras de reconocimiento a la labor ardua del maestro Jorge Correa Fuentes.  

 

La primera fue la actriz Marina de Tavira, agradeció la invitación. Es para mí un honor, yo estoy aquí para representar a alguien que me encantaría que estuviera aquí, diciendo estas palabras, pero no está, entonces me toca a mí hacerlo y este hombre fue mi padre, que fue un gran amigo de Jorge, no sólo un colega en el sentido artístico, sino institucional, también un amigo, ¡un gran amigo!

 

 

Compartieron grandes pasiones, y tengo muchos recuerdos de mi infancia, que tienen que ver con Jorge, con el Teatro y con el mundo. Hecha la introducción, voy a leer algo que escribí. Conocí a Jorge Correa cuando era una niña, él y mi padre Juan Pablo de Tavira, compartieron dos grandes pasiones, el Teatro y el mundo de la prisión, se conocieron en la Escuela de Arte Teatral en 1968, con el sueño de convertirse en actores, todavía entonces no sabían la misión que el teatro les encomendaría.                                                                  

    

“El teatro es arte vivo, un agente de cambio y de conciencia social”

Anaraceli Alvarado

 

jorge_correa_3_2

Tengo en nebulosa memoria de la infancia, el esconderme para ver el ensayo de me parece era el montaje de “El Loco” de Gibrán Jalil o Khalil, secretamente deseando formar parte algún día, del mundo del teatro. Me parece que en el año de 1983, que siendo mi padre director técnico de reclusorios, invitó a Jorge que como él mismo dice, se encontraba en las filas de actores desempleados, a trabajar primero como bibliotecario del acervo cultural de la Procuraduría, y más tarde como maestro de Teatro.

 

Me dice Jorge, que cuando le dieron la plaza de maestro, mi padre le dio una tarjeta que decía: “ahora sí estas en lo tuyo, no debes flaquear”. ¡Vaya que no ha flaqueado!” Desde entonces no ha dejado de dar clases en reclusorios, cerezos y penitenciarías del país. Ha tocado y transformado profundamente a través del Teatro, la vida de muchísimos internos, que se encontraban antes de conocer esta experiencia, solos en la total desesperanza.

 

Y es a estos ángeles caídos, a los que Jorge, ha consagrado su vida, una labor para lo que se requiere de  fuerza y una entrega ‘sin paragón’. No lo digo por decir, sino la experiencia, trabajé un tiempo en el Taller de Teatro del Consejo tutelar de menores infractoras, en Coyoacán, me di cuenta que para trabajar ahí, debes tener otra cosa, algo que a Jorge le sobra.

 

jorge_correa_4_2

Una enorme fuerza de carácter, ligada a un profundo amor por el ser humano, tomando en cuenta de que cada persona es única e irrepetible o merece siempre ser vista como tal, y una fe absoluta en el poder transformador del teatro. La fe de que a través del teatro, el interno vive el reencuentro, con su individualidad valiosa y trascendente, ayudándole a sustituir en su mente la idea de la maldad ingénita del delincuente, por el concepto del hombre capaz de rescatarse a sí mismo, y ser feliz.  Y Jorge ha cruzado la frontera de estos muros, ha entregado su vida, sus años, su conocimiento, su talento, su amor y sobre todo, ha hecho la diferencia.

 

Efectivamente no ha desmayado, ni flaqueado y creo que su amigo y colega, que me encantaría que estuviera sentado aquí, junto a ti, estaría muy feliz y orgulloso de estar aquí sentado el día de hoy, en ésta CADAC que además también fue su escuela, él también estudió aquí, además de la Escuela de Arte Teatral, y estoy segura de que no se equivocó al darte aquel espaldarazo.

 

¡Gracias Jorge por esta incansable labor! Creo que la sociedad mexicana te debe un profundo y sentido agradecimiento, por todos estos años en los que te has centrado a cambiar vidas. Y ésta que ha sido una bella, bella, misión teatral, lejos de los reflectores, lejos de la fama y todo ese tipo de reconocimientos que son de otra índole, esta es una verdadera labor teatral en lo más sentido y hondo de lo humano y termino con otras palabras de Juan Pablo de Tavira, que siempre resuenan en mi cabeza. “Tal vez algún día no habrá más cárceles en el mundo, ese día y solamente entonces el hombre estará verdaderamente cerca de Dios”. Gracias.

 

Juan Ignacio Aranda dijo: Es un honor para mí estar aquí querido maestro, lo he conocido y me ha parecido un gran loco, ¡loco inconmensurable!, rodeado de presos, asesinos, delincuentes, lo peor de la sociedad y con ellos trabaja, los hace memorizar textos como los de Hamlet, de Calderón de la Barca, grandes textos, que sólo los grandes actores tendrían la capacidad de decir. En estos intervalos en los que hemos coincidido, el último lo invité a mi casa y le pregunté: ¿cómo hacía esto? Yo que he dirigido a jóvenes, actores, que me he enfrentado a los egos, a las complicaciones del espíritu humano, de actores que a veces somos muy complicados Él que se enfrenta a seres destrozados, tiene la capacidad de volverlos a unir, vi un video que me hizo llorar y ahora que lo recuerdo me emociona mucho.

 

La escena en que el Rey Claudio ha asesinado a su hermano, padre de Hamlet, le pide a sus rodillas que se doblen para hincarse, rezar y pedir perdón, por el asesinato de su hermano. Imagínense este texto dolorosísimo, en los labios de ese preso, de ese asesino, este actor sí había asesinado a alguien, ningún actor antes, había interpretado a Claudio con esa vivencia, como Jorge se atrevió a dirigir. La vida de Jorge peligra, es un reto para cualquiera estar ahí. Así lo ha hecho durante tantos años, arriesgando su vida, su mente, y sin embargo véanlo, sano sonriente, fácil de plática, de sonrisa. ¡Qué bien maestro, eres un ejemplo! Porque no es nada fácil lo que tú haces.

 

¡Te admiro maestro! Porque a esos presos, ¡los has salvado! Más que todos los Sistemas Penitenciarios de México y el mundo. Esos actores que has dirigido, has tocado sus almas, su espíritu y han tocado a Dios. Tu experiencia, debe plasmarse en un libro, para ejemplo de todos. ¡Te felicito maestro, mereces que se reconozca tu labor trascendental! ¡Gracias por invitarme y Muchas Felicidades Maestro Jorge Correa Fuentes!                                                                                                                                         

 

jorge_correa_5_2

Don Ignacio López Tarso se expresó con admiración: Yo lo conozco a través de mi hijo, me ha platicado tanto de usted y su labor, que me congratulo por estar aquí hoy en su homenaje. Lo felicito sinceramente por el trabajo arduo que ha logrado con el teatro. Una labor de alcances incalculables. ¡Muchas Felicidades!

 

jorge_correa_6_2

Después de proyectarse el documental de la labor del homenajeado en los Centros de Adaptación Social, que deben ser los reclusorios. Se develó una placa conmemorativa, que leyó Marina de Tavira.

 

 

Publicado el 29 de enero, 2016 | Por | 1 Comentario | En la categoría Difusion Publicaciones Recientes Teatro Teatro contemporáneo | Con las siguientes etiquetas Etiquetas: ,

Una respuesta a ““HOMENAJE A JORGE CORREA 50 AÑOS ACTOR, EN CADAC””

  1. claudia paredes dice:

    Maestro un abrazo y mis felicitaciones por tantos años de entrega y de llevar su amor a través del teatro. y deseo que toda esa labor que ha realizado sea remunerada económicamente, no por nada es reconocido patrimonio de la humanidad.

Deja un comentario

*

Diseño web
Ak Diseño / 2017