“ORÉGANO” UNA PUESTA EN ESCENA CON ‘POÍESIS’

“ORÉGANO” UNA PUESTA EN ESCENA CON ‘POÍESIS’ 

Por: Anaraceli Alvarado                

 

oregano_1_2

“Orégano”, dramaturgo Sergio Lobo, bajo la dirección de Francisco Granados y Alan España, una ‘puesta en escena’ con ‘poíesis’, hace posible su expectación, a partir del reconocimiento de la existencia de su ‘estatus objetivo’, y a través de éste, se constituye un acontecimiento teatral multiplicador.

 

¿Por qué Orégano? El orégano posee más de 30 concertados con propiedades antioxidantes, siendo el ‘timol’ uno de los más importantes, lo que lo convierte en un gran aliado en tratamientos del cáncer y sida. El té de orégano mejora la memoria, la ‘naringenina’, tiene propiedades beneficiosas para el sistema circulatorio, esto facilita la irrigación cerebral, mejorando la memoria. Se aconsejan dos tazas de té al día.

 

¿Por qué La Familia Fracaso? Porque los cuatro miembros de esta familia, no han logrado la ‘armonía’ que debe brindar el hogar, amén de inculcar valores, hábitos y sobre todo, entendimiento entre todos, porque la familia es el claustro donde se desarrollan los que a futuro, serán miembros de la sociedad.

“El teatro es un acto de fe en el valor de una palabra sensata, en un mundo demente” Víctor Hugo Rascón Banda

 

oregano_2_2

Son cuatro los miembros de la familia ‘disfuncional’, padre, madre, hija e hijo; los hijos son los que recienten más la hostilidad, porque ninguno de sus progenitores los tratan bien, así que se encuentran en una encrucijada, sin tener la capacidad de tomar providencias.

 

Esta partitura dramática de Sergio Lobo, me hace recordar al dramaturgo mexicano Rodolfo Usigli, que decía con gran sapiencia: “La diferencia del Teatro Mexicano con el de otros lugares, tiene que ver con ‘el desafío’, el dilema que enfrenta”. El Teatro de Europa, por ejemplo, tiene que ver con el éxito.  

 

Precisamente, como en este tiempo asistimos a una transformación del mundo y la sociedad, en constante alienación, uniformación; la globalización del supermercado del mundo, el consumismo en pleno, es por ello que el teatro debe mostrar y hacer al espectador reflexionar, para seguir en la búsqueda de ‘espectadores’, ‘respetables públicos’, habidos de ser mejores seres humanos.

 

Las creativamente diseñadas coreografías, acompañadas de la musicalización, permitieron mostrar la creatividad, técnica corporal y dancística de los actores, amén de la disciplina y compromiso de cada uno de los miembros del equipo de producción y realización.

 

oregano_3_2

La crisis de nuestro tiempo, nos debe impulsar a que “El Teatro” se resignifique, así que asumamos el reto de crear ‘obra de arte’, ésta es una muestra; formar y encontrar al espectador del Teatro Actual Mexicano, para que sigamos existiendo, creando, representando y lo más importante: “Nuestro Teatro, tiene que decirle a la conciencia del espectador y a la comunidad, que esa atroz realidad tiene que cambiar, al igual que uno como persona”.

 

La poíesis hace posible su expectación, a partir del reconocimiento de la existencia de su estatus objetivo y, a través de éste, en el convivio actores-espectadores, y la expectación, se constituye como “un acontecimiento teatral multiplicador”.

 

Una partitura creada por Sergio Lobo, bien estructurada, con frases dignas de colección y de gran sabiduría. Como por ejemplo: “Lo que no te mata, te fortalece” Federico Nietzsche.

 

La dirección ‘bipartita’, Francisco Granados y Alan España, lograron conjuntar elementos de creación con imágenes que conectan a los espectadores con su mundo, amén del lenguaje ‘coloquial’ del autor, con significantes y significados, tono y ‘time’.

 

“El Teatro es un agente de cambio y de conciencia social”

Anaraceli Alvarado Álvarez

 

El elenco, armoniosamente conjugado, encabezado por Francisco Granados con doble participación, en la dirección y en la creación de un personaje complejo, bien delineada la psicología de la madre, meticulosamente diseñada, expresión corporal, facial, modales, actitud, y lo más difícil para un actor masculino, representar un personaje femenino, ‘la voz’, tono, volumen, dicción y credibilidad.  

 

Mafer Vergara personifica a la hija, ganadora del Premio de la Juventud Ciudad de México 2015, demuestra su capacidad histriónica con creces, porque son claros los subtextos, a cada uno le da el énfasis necesario para penetrar en el inconsciente colectivo.

 

En el papel de hijo, Fernando Villel hace gala de actuación integral, manejo del cuerpo, mirada, cambio de expresiones de agresivas a sumisas, y viceversa; emociones contenidas y explosivas, manejo claro de sobrevivencia de acuerdo a las circunstancias familiares.

 

El padre, es interpretado por Yair Gamboa, claro ejemplo de que no existe papel pequeño, porque en los pocos diálogos e intervenciones, hace gala de su capacidad interpretativa, manejo de voz, volumen, timbre, dicción, expresión facial y la acción dramática como elemento transformador, que hace visible a su personaje.

 

Creación de escenografía clara muestra del ‘caos’ en un hogar, con pocos elementos de confort, sólo lo indispensable; la iluminación crea atmósferas, y el vestuario muestra nivel socioeconómico familiar, todos diseñados por Aldo Alemán y Aldo España. Utilería de Xareny Orzal creativa y funcionalmente elegida.

 

El Teatro, es un trabajo de equipo y lúdico por antonomasia, sin duda este ‘montaje’ es ejemplo vivo y fehaciente del Teatro. ¡FELICIDADES A TODO EL EQUIPO! La que esto escribe, espera verlos en otros recintos con esta misma ‘obra de arte’ y la próxima puesta en escena, para acudir a presenciarla.

 

Se presenta en el “Teatro Santa Catarina” jueves y viernes a las 20 horas, sábado a las 19 horas y domingo a las 18 horas, hasta el 3 de abril. ¡NO SE LA DEBE PERDER!

Publicado el 2 de abril, 2016 | Por | Sin Comentarios | En la categoría Difusion Publicaciones Recientes Teatro Teatro contemporáneo | Con las siguientes etiquetas Etiquetas:

Deja un comentario

*

Diseño web
Ak Diseño / 2017